45 Cosas que las Asistentes de Vuelo no quieren que Sepas

By Eliana L December 12, 2023

This article was originally published on stories-es

Volar en avión es un tema dedicado para algunas personas. El sólo hecho de pensar que te encuentras a tantos metros de altura y que no tienes formar de salir de allí, puede ocasionar mucha ansiedad o un poco de miedo también. En muchas ocasiones, vemos como las asistentes de vuelo logran asistir a los pasajeros de diferentes formas. Es un trabajo muy versátil y variado. Desde servir las distintas comidas durante un vuelo hasta conocer los rigurosos e importantes protocolos de seguridad del avión. Por eso, es muy importante la organización entre los tripulantes y total discreción con ciertos temas. En este artículo, te presentamos una lista de cosas que no sabías sobre volar en avión que te dejarán con la boca abierta.  ¡Abróchate el cinturón y acompáñanos!

Secretos de higiene

Los tiempos en los aeropuertos, las conexiones y vuelos hacen que dejemos de lado, muchas veces, el higiene personal. Muchas personas llevan consigo versiones aptas para vuelos de su pasta de dientes, su cepillo, perfumes, etc. Pero a otros simplemente no les importa y todos los demás deben sufrirlo, principalmente las asistentes de vuelo.

Crédito: Christian Dogma

Por este motivo, las azafatas siempre tienen historias para contar sobre pasajeros muy sucios, olorosos y otras cosas más. Algo de lo que honestamente, preferirían pasar por alto y no están para nada orgullosas. Pero, aun así, no pueden decir nada al respecto. Solo sonreír.

Hacha misteriosa

El avión dispone de muchas herramientas y objetos para cada ocasión. Dentro de él, puedes encontrar de todo para solucionar cualquier situación que ponga en peligro la integridad del avión. ¿Pero habías pensado en un hacha? ¡Por supuesto que sí!

Crédito: Wired

Puede que te de miedo que el hacha caiga en manos equivocadas, pero no debes preocuparte. La función de las hachas es, en realidad, para que el piloto tenga una herramienta útil en caso de incendios o alguna falla grave en los sistemas del avión.

Presión a bordo

Ser azafata no es una profesión como tantas otras. El periodo de capacitación y prueba de los tripulantes es complicado y agotador. Muchos de ellos abandonan el curso de azafata a la mitad porque simplemente la realidad les resulta superadora.

Crédito: Twiends

Es que si no recuerdas todas las normas de seguridad y protocolos a bordo, puedes poner en peligro a muchas personas. Y quienes te contratan deben estar seguros que esto no ocurrirá jamás. La compañía depende de ti y que trabajes responsablemente. ¡Muchísima presión!

Negando problemas

¿Sabías que ser asistente de vuelo es uno de los empleos que están peor pagados en Estados Unidos? ¿te lo hubieras imaginado? Ya no suena tan divertido, ¿verdad? Es que ante cancelaciones o retrasos, las aerolíneas no pagan ese tiempo perdido.

Crédito: Roots Israel

Aquí podemos ver un tweet en las redes sociales invitándonos a pensar acerca de este método de trabajo. Si reportar un problema en el avión o en la infraestructura hace que cancelen el avión y no me paguen, pues no lo reporto. Así me aseguro mi sueldo completo. Nos parece terrible y con mucho sentido a la vez.

Legalmente azafata

La gran responsabilidad de los asistentes de vuelo no es solo por los peligros de volar. También tienen una gran responsabilidad legal sobre lo que suceda a bordo, incluso cuando la verdadera culpa es del pasajero que no quiere obedecer las instrucciones de la azafata.

Crédito: Medium

Por eso, si quieres evitarles dolores de cabeza y hasta un par de multas, la próxima vez abróchate el cinturón y apaga tu móvil. Todos sabemos lo que debemos hacer a bordo pero intentamos transgredir las reglas aunque sepamos que no es correcto. Pues no tiene sentido.

Caliente y frío

Durante un vuelo, es completamente normal experimentar frío. Imagina que estas a tantos metros de altura por sobre las nubes. Afuera del avión hay temperaturas de muchos grados bajo cero. Siempre escucharás a alguien que pida que suban la potencia de la calefacción.

Crédito: Telegrafi

Las azafatas responderán que lo harán con mucho gusto. Pero esto es mentira. La realidad es que si así lo hicieran causaría mucho malestar en los pasajeros en caso de una turbulencia, y quieren ahorrarse esa situación. Por ello, además de decirte que si, te ofrecerán una manta para que duermas tranquilo.

Recompensas por la decencia

Cada persona es un ser completamente individual y al tener alrededor de 200 personas a bordo, podremos también tener muchas dietas y restricciones alimentarias especiales. Aquí te presentamos el caso de una azafata con gran experiencia, pero todo puede ocurrir.

Crédito: Daily Mail

Por eso, recuerda que tienes que aclarar tus preferencias alimentarias cuando compres tu boleto de avión. Sino, le dejarás una tarea difícil a las azafatas que es encontrar a bordo lo que tu puedes o quieres comer. Y eso es completamente limitado.

Restricciones de salud

Estar tanto tiempo en el aire tiene sus contraindicaciones para la salud. Es así que las azafatas o asistentes de vuelo no pueden apuntarse para donar sus órganos o sangre, por ejemplo. Increíble, pero son las reglas que corren hoy en día.

Crédito: Wleq

Esto se debe a que la sangre cambia en las personas que trabajan continuamente en el aire. La presión en las alturas cambia los glóbulos rojos y no les permite ser transferidos a otro ser humano. ¿Lo sabías? ¡Nosotros tampoco!

Problemas con las bebidas

Cuando llega la hora de las bebidas a bordo, todos nosotros pensaríamos que lo más temido por las azafatas es el alcohol. Es duro decirle a un pasajero que no debería beber más cerveza, o que el vino que le gusta ya no está disponible.

Crédito: Evek

Pero en realidad, el enemigo más tenido es la Coca Cola. Si, has leído bien. ¿Has notado que las gaseosas llevan demasiado gas? Pues así es como se retrasan sirviendo la comida y bebida a los pasajeros. Y eso nunca es bueno. la próxima vez pide por favor un agua mineral y hazlas un poco más felices.

Técnicamente verdad

Cada cosa que necesitas o cada cosa que quieres preguntar, siempre te diriges al asistente de vuelo. Pero la realidad, es que si te dijeran la verdad de todo, no estaría del todo de acuerdo. En muchas oportunidades perderías la calma.

Crédito: Consumer Affairs

Es por ello, que en cuanto a situaciones de problemas técnicos, las azafatas tienen la orden de inventar mentiras piadosas que distraigan al pasajero del foco del problema y no le traiga preocupaciones mientras que los técnicos lo solucionan. En otras palabras, ganar tiempo.

Trucos para los peinados

La regla principal y más conocida por todos durante un vuelo es: está terminantemente prohibido fumar. Si, no importa si tienes un cigarrillo electrónico o un vaporizador. Tampoco puedes hacerlo. Y no puedes escaparte de ello, tampoco en el baño. Siempre estás siendo controlado.

Crédito: Hairy Brittany

Pero no sólo el humo de los fumadores puede activar la alarma. Increíblemente, hay un producto que te puede hacer llevar un buen susto o una mala pasada y nadie lo sabe: la laca para el cabello. Asique ten cuidado con esos rizos a bordo si no quieres que la azafata golpee tu puerta.

Chismes en el aire

A las personas nos encantan los chismes. Es así como si estuviera metido en nuestro ADN. Las azafatas siempre lucen contentas, sonrientes y buenas compañeras. Pero cuando el vuelo termina , la verdad sale a la luz…y los chismes también.

Crédito: Traveller

Es que siempre hay asistentes de vuelo nuevos, mucha rotación de personas, y se generan historias y mitos. Y la verdad es que siempre encuentras alguna persona que no te cae muy bien. Y todo esto no está fuera de la vida a bordo.

Pasajeros rebeldes a bordo

No entendemos porqué, pero muchas personas aman sencillamente romper las reglas. Basta que las azafatas les digan que deben mantenerse en su asiento y con el cinturón de seguridad puesto, para que se levanten a caminar y estirar las piernas, incluso si hay turbulencias.

Crédito: AOL

Lo que no entienden estas personas, es que las reglas están establecidas para evitar accidentes. Aquí vemos como una azafata ha hecho un tweet sobre pasajeros que se han lastimado por no permanecer en su sitio en el momento que le habían indicado.

No seas idiota

Los asistentes de vuelo o azafatas pueden ser muy generosos o bastante malvados si así lo quieren. Todo dependerá del trato que tengas con ellos al inicio y tu cordialidad te condenará por el resto de la duración del vuelo.

Crédito: The Active Times

Asique piensa muy bien cómo tratas a los tripulantes en el próximo vuelo si quieren conseguir ración doble de tu cena o si eres de esos que siempre quieren una cervecilla más. Tu amabilidad te abrirá un universo de posibilidades.

Partes rotas

Los aviones son, en pocas palabras, grandes máquinas. Y como toda máquina, se desgasta y rompe con su utilización constante. Obviamente, hay un gran operativo de mantenimiento para asegurarse que estén en perfecto estado y puedan cumplir con los vuelos programados.  

Crédito: Recyling International

Pero este asistente de vuelo ha utilizado las redes sociales para decir una gran verdad: el avión es una máquina gigante que lleva muchísimas partes. Aun con algunas rotas, puede continuar funcionando, y a veces lleva mucho tiempo descubrir lo que estaba roto. Pero no te preocupes, no harán nada que comprometa tu seguridad.

Entrenarse para lo peor

Aunque algunas personas se olviden de ello, en caso de un accidente, son los tripulantes quienes tienen las habilidades necesarias para salvar la situación y decir qué hacer. No son sólo quienes te sirven tu almuerzo, también salvarán tu vida.

Crédito: Sky Professionals

Los cursos recrean situaciones muy estresantes y caóticas, para llevar a los asistentes de vuelo lo más cercano a la realidad y practicar cómo se debe actuar. También son ejercicios para que te conozcas a ti mismo ante situaciones de tanto estrés. ¿Te lo imaginas?

Serpientes

La bodega del avión tiene contenido muy variado y de todas las categorías que te imagines. Las mascotas también pueden viajar si así lo quieres, pero debes seguir muchas reglas en cuanto a sus jaulas y embalaje, para que no se escapen y no pongan en peligro el vuelo.

Crédito: Buzzfeed

Pero que a ti te gusten los gatitos , no significa que a todos les suceda igual. Algunas personas tienen como mascota grandes serpientes u otras alimañas, que deben viajar muy bien cuidados en la bodega. Aun así, alguna de ellas ha hecho de las suyas y se ha escapado. Ciertamente no nos gustaría ser azafatas en ese avión. 

El costo de la profesión

Ante la pregunta de: ¿por qué quieres ser azafata?, se escucha mucho la respuesta de: “pues quiero viajar por el mundo”. Pero este sueño maravilloso, también tiene sus partes difíciles dónde entra en juego si en realidad es tu vocación o no.

Crédito: Cabin Crew Wings

Antes de embarcarte en esta profesión, haz tu investigación sobre la paga, los horarios y rutina de quienes son asistentes de vuelo. Sé honesto contigo mismo acerca de la exigencia de esta profesión y pregúntate si estás listo para estos desafíos. Porque ser azafata es mucho más que ser viajero.

De fiesta

Una de las tantas reglas de la aviación dice que debe haber un asistente de vuelo por cada 50 pasajeros a bordo. ¿pero que pasa si alguno de ellos no se presenta horas antes del vuelo? ¿Cómo consiguen un reemplazante?

Crédito: Sinful Robotics

Muchos empleados son muy jóvenes, y por supuesto, aman la fiesta. Pero la realidad es que los asistentes de vuelo no son fáciles de reemplazar. No es como buscar a alguien para que atienda tu local por la mañana. Por lo tanto, si alguno está lidiando con una resaca, puede que aun así lo esperen para salvar el vuelo.

Abróchate el cinturón

Ante una alerta de turbulencia, notarás que algunos pasajeros no lo toman muy en serio. Ves que ante la señal de ponerse el cinturón de seguridad, caminan de aquí para allá dentro del avión, se levantan para ir a los servicios o hacer consultas.

Crédito: Imgur

Pero ignorar esta señal puede causar un accidente y tu puedes lastimarte. Las turbulencias, a veces, tienen intensidades inesperadas y puedes caerte, o golpearte. Recuerda entonces respetar estas señales y seguir disfrutando el vuelo desde tu asiento. De esta forma, estarás a salvo y los asistentes de vuelo, mucho más tranquilos.

Estrés

Algo que seguramente tampoco sabías acerca de los asistentes de vuelo, es que sus jornadas laborales son mucho más extensas que cualquier trabajo.  Esto hace que sea difícil encontrar tiempo libre para disfrutar, o tal vez lo tienes, pero estás en una ciudad muy lejana a tu casa y no sabes qué hacer.

Crédito: Dallas News

Si alguna vez una azafata sentada en un asiento de pasajeros comunes, es porque finalmente está volviendo a casa. Hoy, es una pasajera más, asique no la molestes. Una azafata de turno podrá ayudarte sin problemas y mantener a todos contentos.

Aguas fangosas

Los aviones pueden lucir limpios, sí. Pero recuerda que albergan a muchas personas, que permanecen allí encerrados muchas horas también. A veces aterrizan y en pocas horas tienen otro servicio programado, entonces no es posible limpiar en profundidad un avión en tan poco tiempo.

Crédito: Air Fare Watchdogs

Asique no tomes agua del grifo cuando vas a los baños, ya que es agua reciclada. Y ten cuidado donde dejas tu agua y tu comida, ya que son ambientes con muchas bacterias alrededor. Lleva tu desinfectante, y que ¡tengas muy buen viaje!

Prioridades a bordo

El piloto es quien toma las mayores decisiones a bordo. Tiene una lista de instrucciones a seguir que lo ayudan a decidir en diferentes situaciones de crisis. pero ¿sabías que en algunas situaciones la prioridad es cuidar al avión y no a los pasajeros?

Crédito: Daily Mail

Pues si. Ante un problema, la prioridad del piloto será aterrizar la nave, sin importar mucho como se encuentren los pasajeros que van dentro. Por supuesto, el piloto hará todo lo posible por conservar la integridad de ambos, pero suena tremendo cuando te enteras de estas cosas que no te imaginabas, ¿verdad?

Detalles

Según las azafatas, algunos pasajeros las tratan como si fueran simples sirvientas. No las saludan, no les agradecen cuando les sirven, simplemente los ignoran. La realidad es que trabajar en estas condiciones debe resultar bastante cruel ya que su trabajo es mucho más que eso.

Crédito: CDN

Sucede , entonces, que cuando estás acostumbrado a este trato, quienes te saludan o te tratan con humanidad los recuerdas muy bien. Así, si tienes personas pidiendo algún favor, siempre darás prioridad a aquel que ha sido considerado contigo, mientras el otro puede esperar tranquilo porque le devolverás con la misma moneda.

Alerta de ojos rojos

El trabajo de asistente de vuelo requiere muchas horas de pie, cambios de horario y a veces, vuelos consecutivos. Es normal que sientan cansancio o fatiga en el cuerpo. Y eso puede verse en los ojos rojos de las azafatas, pidiendo a gritos por una cama.

Crédito: Tatto Donkey

Los ojos rojos son simplemente el principio. Tanto que han normalizado el hecho de tener alucinaciones debido a la falta de sueño. Para las asistentes de vuelo esto ya es parte de la normalidad y no tienen miedo a ello. Saben que se soluciona con una buena noche de sueño o una linda siesta al llegar al destino.

Apuntando a las estrellas

La seguridad en los aeropuertos es cada vez mayor, y hoy en día quienes quieran atentar contra el orden, seguramente vean sus planes derrotados sin siquiera pisar el avión. Pero lamentablemente no siempre fue así y en la historia hemos tenido historias de película y realmente escalofriantes.  

Crédito: ABC

El secuestro de aviones fue un problema hace unos años y se había puesto en marcha un tipo de protocolo que autorizaba al gobierno a derribar el avión si informaban que el control era tomado por delincuentes. Es realmente aterrador pero así funcionaba.

Mensajes de texto

“Haz lo que yo digo, no lo que yo hago” dice la famosa frase. Pues en este caso, hemos oído a las azafatas ordenar apagar los teléfonos muchísimas veces. ¿pero que dirías si son las azafatas quienes usan sus móviles a bordo?

Crédito: Kurogami

Aquí, una usuaria de las redes sociales ha dejado ver que su hermana azafata era la primera que no seguía las instrucciones que ella misma daba. Apenas despegaba el avión, su hermana comenzaba a mandarle mensajes de texto para matar el aburrimiento. Definitivamente, no apoyamos esta acción y esperamos que recapacite pronto.

Ten cuidado

En ciertas culturas, es normal tocar a personas que no conoces cuando conversas con ellas. Puedes pedir algo o llamarlos y ni siquiera darte  cuenta. Pero para otras personas, esto puede ser molesto o de mala educación e incomodarlos en su puesto de trabajo.

Crédito: NY Daily News

La próxima vez que estés a bordo, se paciente y espera tu turno. Los asistentes de vuelo tienen mucho trabajo, pero son lo suficientemente capaces de atender a todos los pasajes. Solo hazles saber que necesitas de ellos y eventualmente irán a por ti.

Cuidado con los bolsillos

Los bolsillos del asiento son muy cómodos y prácticos. En el espacio reducido que disponemos, es muy útil tener un bolsillo en frente donde dejar tu móvil o tus pertenencias importantes y no perderlas de vista. ¿Pero que pensarías si te digo que debes ir buscando otro sitio?

Crédito: Dreams Time

La realidad es que en estos bolsillos la gente guarda de todo, y cuando es literalmente de todo es también cosas repugnantes como bolsas con vómito, medias sucias, restos de comida, etc. Los bolsillos se vacían en cada aterrizaje pero jamás se desinfectan o se limpian, solo se recolecta lo que haya dentro. Asique para la próxima, ya sabes. mejor guarda aquello en tu mochila.

Momentos oscuros

Un usuario de Reddit ha hecho dos declaraciones sobre diferentes temas que te dejarán sorprendido y reflexionando a la vez. ¿Te gustan las almohadas y las mantas que reparten en los aviones? Pues sí, a muchos usuarios les gustan tanto que hasta se las llevan a su casa. Las azafatas se ríen al respecto, ya que la realidad es que raramente se lavan. Simplemente se doblan prolijamente y se pasan de un usuario a otro.

Crédito: Social Gazzete

Por otro lado, este usuario decidió hablar sobre algo que todos sabemos pero pocos decimos en voz alta: la vida del asistente de vuelo es muy solitaria. Horarios particulares, noches en hoteles, noches y días en aeropuertos. Estar lejos de casa no es fácil, son realmente muy valientes.

Restricciones de movimiento

Una de las tantas tareas de los asistentes de vuelo, es identificar comportamientos extraños o indebidos entre los pasajeros. En el caso de que esto suceda, tienen autoridad hasta para expulsar un pasajero conflictivo del avión. ¿Pero si el vuelo ya ha comenzado?

Crédito: Legear

Ante una situación que ponga en peligro el avión, los asistentes de vuelo podrán esposar al pasajero hasta que llegue a destino y recién en ese momento, las autoridades locales se encargarán de él. Mientras tanto, las azafatas tendrán el control. Estamos seguro que la próxima vez estas personas se lo pensaran dos veces.

Problemas de retraso

En muchas ocaciones, los vuelos se retrasan, se cancelan y ocurren muchas eventualidades más de lo debido. Los asistentes de vuelo no tienen ninguna responsabilidad en ello, pero los pasajeros desean quejarse con alguien, y ellos son la cara visible de la compañía.

Crédito: World Mate

Pues después de leer estas líneas te darás cuenta que están del mismo lado que tú. Las azafatas se fastidian y sufren contigo ya que esas horas perdidas, no son pagadas por la aerolínea, y sus planes cambian tanto como los tuyos. Al final, no eres tu solo quien quiere llegar a destino y ponerse a descansar.

Comida en el avión

No sabemos si alguna vez has visto o escuchado acerca de la película “Avión”. La síntesis de la trama es que los pilotos cenan y luego se enferman, y se ve dificultada su tarea a bordo por su intoxicación. No te contaremos el final pues tienes que verla, pero si te diremos que esto no sucede en la vida real.  

Crédito: Imgur

¿Sabes por qué? Por razones de seguridad, claro. La comida de los pilotos siempre es diferente para evitar que se enfermen o en un caso extremo, que hasta puedan ser envenenados. Pero esto ya es normalidad y disfrutan comiendo juntos gracias al piloto automático del avión. ¡Buen provecho!.

Los vuelos no esperan a nadie

Viajar en avión es cómodo, ya que en solo unas horas puedes atravesar el planeta y llegara un destino completamente diferente. Pero lo que siempre debes tener en cuenta es que los aviones ¡no esperan a ninguno! Si, a absolutamente nadie.

Crédito: Imgrum

Esto es producto de la reputación que buscan alcanzar las compañías. Además es muy difícil decidir con quién ceder y con quien no, ya que los pasajeros son muchos y los tripulantes también. Por eso, siempre se sigue esta regla estricta. Y si no llegas, ¡corre!

Los baños nunca están bloqueados

Los baños de los aviones están llenos de mitos e historias. Desde cosas completamente desagradables que se pueden encontrar en un baño a bordo hasta personas que tardan demasiado dentro y empiezas a imaginarte diferentes historias de cosas que pueden estar ocurriendo. Y sobre todo si tu vuelo es de noche.

Crédito: Vasta

Pero no creas que estás completamente a salvo dentro del baño. Si los asistentes de vuelo tienen sospechas, tienen todo su derecho en desbloquear la puerta aunque la hayas cerrado desde dentro. Las azafatas disponen de un mecanismo detrás de las señales de fumadores que permiten abrir cualquier puerta que deseen. ¡Ábrete sésamo!

Aterrizar de noche

¿Alguna vez pensaste por qué los aviones apagan sus luces al aterrizar de noche? ¿Te resulta en contra de lo lógico y normal? ¡A nosotros también! Pero evacuaremos todas tus dudas en las siguientes líneas, para que te des cuenta que todo está pensando para mantener tu seguridad.

Crédito: Imgur

El aterrizaje es el momento más crítico de todo el vuelo. Las luces se apagan para que tus ojos ya estén acostumbrados a la oscuridad, y en caso de cualquier circunstancia en la que deban evacuar a los pasajeros, puedas ver perfectamente en el exterior. Asombroso, ¿verdad?

Dormitorios secretos

Algunos vuelos duran muchas horas en el aire y la hora de dormir y descansar llega para todos, no solo para los pasajeros. ¿Te has imaginado alguna vez donde duermen los asistentes del vuelo? ¿Pensabas que dormían en asientos como tú? ¡Pues no!

Crédito: Wikipedia

La realidad es que tu tienes que dormir en tu asiento sólo una vez, sólo durante el vuelo a tus vacaciones o en tu viaje de trabajo. Las azafatas deben dormir en aviones mucho más seguido, por lo cual tienen cuartos especiales llenos de camas donde pueden dormir cuando tienen la posibilidad. Asombros, ¿no?

Autoridad máxima

Ser piloto es sinónimo de ser capitán. ¿Te parece mucho? Pues la realidad es que son quienes mandan todo dentro del avión y a quienes todos deben seguir las órdenes. Pero hay algo en lo que seguro no pensaste o no sabías.

Crédito: Financial Times

Además de volar el avión, cosa que no es para nada menor, los pilotos por ejemplo son quienes deberían recibir la última voluntad de un pasajero que sufra su muerte a bordo. Es decir, no sólo son los cabecillas en las operaciones, sino que también tienen asignadas tareas muy específicas.

Aquello que viaja en bodega

En las bodegas de los aviones se puede transportan prácticamente todo, hasta a tu mascota. Muchas cosas que no cumplen las normativas de viajar en cabina son enviadas a último momento a la bodega, por lo que siempre terminan cargando cosas demás.

Crédito: Cintalugu

Pero lo que no has pensado, es que en los vuelos comerciales también se transportan cadáveres cuando hay algo de espacio. En la bodega se deja un lugar para poder repatriar cuerpos de personas que murieron en otros países y también desean volver a casa. Muy conmovedor de sólo imaginarlo.

Paradas con baches

Algunos aterrizajes son demasiado violentos. Miras por la ventana y se te cruzan muchos pensamientos por tu cabeza. Es inevitable no echarle la culpa al piloto, y creer que sus habilidades no eran suficientes para aterrizar el avión de forma más amena.

Crédito: Taringa

Pues la realidad es que muchas veces, esto se hace a propósito. El brusco aterrizaje se realiza para que el avión no patine en la pista, en caso de haber agua. Increíble ¿cierto? Aquello que pensabas que era un error, es en realidad una técnica muy inteligente.

Sólo un relámpago

Si eres de tomar aviones frecuentemente, seguro te has encontrado en alguna tormenta mientras estabas a bordo. Muchas personas temen demasiado cuando hay temporales e imaginan situaciones muy dramáticas. Pero descuida, los aviones están diseñados perfectamente para soportar esos relámpagos.

De hecho, puede ser que tu avión haya sido impactado por un relámpago y tú no lo sepas. Ocurre todo el tiempo y dentro del avión se siente únicamente como una sacudida. No es algo bonito de atravesar, pero son los precios de volar en avión.

Reciclaje de aire

Operar un avión es lógicamente costoso y lujoso. Las aerolíneas analizan detalladamente todos sus procesos para encontrar oportunidades donde acortar gastos y así, elevar sus ganancias. Esto, incluye exactamente todo. Si, absolutamente todo. Hasta el aire que respiramos a bordo.

Crédito: Telegrap

Pues claro, el aire que respiras, aproximadamente un 25 a 50% de él, es aire reciclado del motor. ¡No te asustes! Este sistema en las turbinas hace que sea completamente seguro para que tu respires. Son simplemente técnicas y mecanismos para que todo resulte más eficiente.

Problemas de red

Aunque muchas personas no lo cumplan, es ley mantener tu móvil apagado o en modo avión cuando estás volando. Los asistentes de vuelo muchas veces no confían en ti e insisten en que apagues absolutamente todo cuando se despega y se aterriza.

Crédito: Business Insider

Y esto no es simplemente un capricho. Que los móviles estén encendidos no podrán en peligro al avión, pero si molestarán bastante a los pilotos, que se comunican mediante radios con los operadores en tierra. Deben asegurarse que todo marche bien durante el vuelo y chequear su turno de aterrizaje en las pistas. Mejor mira una película y deja tu teléfono para cuando llegues.

Trabajando con extraños

¿Sientes que las azafatas son un grupo unido de trabajo? ¿No entiendes como no puedes lograr tener el mismo sentimiento y confianzacon tus compañeros de oficina? Pues eso es porque no sabías el dato que te vamos a revelar a continuación.

Crédito: Xonecole

A pesar de la imagen de unidad que se muestra a los pasajeros, la realidad es que los asistentes de vuelo la mayoría de las veces se conocen solo horas antes de abordar el avión. De hecho, ¡ni siquiera recuerdan sus nombres! ¿Lo sabias?

Cuidado con maldecir

Aunque pienses que en el aire no hay policía, ni forma de ser echado, no significa que estés en lo cierto. Los asistentes de vuelo son quienes mandan a bordo, ellos tienen la autoridad. Por lo tanto, debes respetar y seguir sus indicaciones

Crédito: CNN

Sobre todo, existe gente muy grosera que hasta maldice a los empleados. Lo que no sabes es que maldecir es razón suficiente para que te echen del avión o te arresten apenes llegues a destino. Asique ten mucho cuidado con tus modales.